Bicicleteando en casa

Bicicleta estáticaMe acaba de llegar mi bicicleta estática… tengo muchas ganas de llegar a casa y armarla para comenzar a darle al pedal. Con el veranito que vino hasta ahora ha llovido por aquí y no he podido salir a andar en bicicleta, por eso decidí que me compraría una bicicleta estática, así haré ejercicio con regularidad y no dependeré del buen tiempo para hacerlo, en invierno es cuando más se notará la diferencia.

Gracias a la comida sana no he subido de peso, pero si no muevo los músculos no voy a ponerme en forma y cada día se me hará más pesado comenzar. A partir de hoy comienzo una rutina de ejercicios más constante, no sólo para estar más sana y ganar en saludo sino para lucir tipito en un par de meses (que esto de mejorar la figura no se consigue en dos días) Al final del verano luciré piernas de escándalo 😉

Buscaré más información sobre rutinas de ejercicios para la bicicleta estática y los dejaré por aquí, les iré contando que tal me va y como evoluciono y si alguien se anima a comenzar a mover el esqueleto conmigo mejor que mejor.

😉

Por cierto… la dietoalcancía se llenó más de lo que yo pensaba… es sorprendente la cantidad de chucherías que podemos llegar a comernos en un mes. Ahorré casi 70 euros en chucherías en un mesecito, vale la pena dejar las chuches sólo por lo que te ahorras y si a eso le agregas que no engordas es más fácil comerlas sólo muy de vez en cuando.

Anuncios

Bicicleteando

Dicen por ahí que hacer ejercicio es bueno para la salud… supongo que lo veré así después de una temporada porque ahora mismo estoy machacada. Se me ocurrió andar en bicicleta ayer por la tarde, hacía un día estupendo y quedé con mi prima para no ir sóla porque bien acompañados las penas son menos 😉 . Todo comenzó de maravilla, las vistas geniales, el camino amplio y cómodo, el río sonaba, las plantas nos rodeaban… un paraiso. Pero…

A mitad de camino y luego de un derrape me quemé la mano intentando evitar una caída… nada grave, pero el susto se me quedó metido en el cuerpo. Un poco más allá un caminito bastante angosto y la bici que se me quería ir por su cuenta de nuevo, asi que me bajé  y la llevé andando (es que mi bicicleta es de lo más caprichosa). Otro tanto de camino y entre la subidita y el calor se me bajó la tensión, todo se movía a mi alrededor, tuve que echarme en el piso para recuperarme… menuda faena. Finalmente me recuperé y paramos en un chiringuito a comprar agua y unos helados para refrescarnos (si, ya se que engordan, pero un gusto de vez en cuando…)  Al acabar el helado seguimos el camino sin mayores contratiempos.

Desues de la tortura que duró 16 km en total, un par de horitas, nos fuimos a dar un gustazo a las termas… el agua estupenda, el clima de lo mejor, el cesped suave y la toalla esperandome para echarme a descansar… una delicia, fue como ver el cielo más de cerca. Que maravilla poder disfrutar del relax despues de darle al pedal toda la tarde.

El próximo domingo repito, al menos lo de las termas, que lo de la bici quedará para luego de recuperarme de las lesiones varias que hoy sufro a causa del paseito, tengo una pierna marcada con los tacos de la rueda trasera de la bici, el cuello me duele un montón, tengo la mano quemada a causa del roce para frenar la caida de la bici y el culo ni se diga… creo que ando un poco más en la bici y me queda la marca del sillín tatuada en la piel.

Dicen por ahí que el ejercicio es sano y que despues de un par de dias malos, de agujetas y dolores, te acostumbras y resulta hasta divertido… ya veremos, ya veremos…

Moo.